21/12/2010

Queridos Reyes Magos

Posted in Dientes de Engranaje a 5:30 pm por interloper

Os parecerá raro que os escriba después de tantos años. Sé que últimamente no hemos tenido mucho contacto, y que si bien antes solo hablábamos una vez al año (para el caso, más o menos lo mismo que con alguno de mis tíos) en estos últimos tiempos os he dejado un poco más de lado de lo habitual. No me culpéis enteramente a mí, pues me engañaron y pretendieron confundirme intercambiando vuestras identidades con las de otras personas. El caso es que después de todo este tiempo he decidido que ya era hora de volver a escribiros y, para no perder la costumbre, creo que lo mejor será que en esta carta haga lo que siempre hacía cuando os escribía. Pedir, pedir y pedir.

El caso es que este año he sido muy bueno (bueno… mejor lo dejamos en que no he sido excesivamente malo y que por tanto, comparativamente, he sido un cachopan) y por eso me haría mucha ilusión que el día 6 de enero (porque veníais el 5 por la noche, no? A ver si lo voy a tener mal apuntado en la agenda) me encontrase bajo el árbol los siguientes regalos:

Un ordenador Sony Vaio EB2E1E/WI color blanco Portátil 15,5″, de 649€.
Una televisión LG 22LE3300 LED de 22″ HD Ready, de 278,07€.
El libro “Todo Marlowe” de Raymond Chandler, de 35€.
El eReader Sony Reader Pocket 5″ PRS-350 eBook en color plata, de 189,05€.
El libro “Cuentos Completos I” de Isaac Asimov, de 11,40€.
El libro “Cuentos Completos II” de Isaac Asimov, de 9,50€.
Una consola Xbox 360 4GB + Kinect + Juego Kinect Adventures, de 299,95€.
Una televisión LG 32LE3300 LED 32″, de 449€.
Un juego Mafia 2 PS3, de 49,46€.
El libro “Cuentos completos I” de Philip K. Dick, de 22€.

En total, mi wishlist tiene un coste total de 1992,43€, para que no tengáis que echar muchas cuentas y podáis ir rápidamente al cajero a sacar el dinero justo. Bueno, igual los centimillos no os los dan, pero sacad de más y lo que sobre… Pues también me lo dejáis debajo del árbol. Que para algo sois magos y os sobra el dinero! Y no olvidéis comprar todos esos regalos en la Fnac, que para algo es la patrocinadora de esta carta.
Dicho esto, y sin muchas más cosas que contar después de muchos años ya sin ponerme en contacto con vosotros (no os quejéis, tampoco es que yo haya sabido mucho más de vosotros en este tiempo, eh?) me despido con un caluroso y afectuoso saludo.
Muchos abrazos,
Interloper.
PD: Este año, si podéis, no os traigáis a los pajes. Que con esto de la crisis la cosa está muy mala y no tendremos para poneros a todos cosas debajo del árbol, y claro, luego vienen los malos rollos de “ese mazapan era mío” “no, que tú te has comido dos almendras garrapiñadas y yo ninguna”.

01/02/2010

De mudanza

Posted in Dientes de Engranaje a 10:05 am por interloper

A quienes me leéis a través del Reader, o de algún otro sindicador de feeds, os aviso de que os toca actualizaros… Me marcho a HAL tenía razón, y el blog seguirá desde ahí. No va a cambiar sustancialmente, pero igual me da por hacer alguna que otra mejora… O igual no.

Hablaría en este post de “despedida” de los cerca de cuatro años que he pasado escribiendo aquí, y de cómo el número de visitas diarias ha ido, mes a mes, creciendo, pero… Nah, si total, lo único que hago es cambiarme de sitio y seguir escribiendo como si tal cosa! No me despido del mundo, ni nada por el estilo…

Para los excesivamente vagos, simplifico el proceso un poco más… Feed de HAL tenía razón.

Y si acabas de llegar a este blog con intención de empezar a leer mis aventuras y desventuras por el mundo, solo puedo decirte… Tarde, Doc (en el que también escribo, dicho sea de paso).

20/01/2010

Manual de instalación

Posted in Dientes de Engranaje a 2:30 pm por interloper

Versión simplificada.
Para colocar la tarjeta en la ranura PCI-Express de su ordenador:
01. Localice la ranura PCI-Express en su placa base.
02. Inserte la tarjeta en la ranura en la dirección correcta.
03. Ya ha terminado, puede comenzar a usar la tarjeta.
Tiempo estimado: 30 segundos.

Versión extendida.
Para colocar la tatrjeta en la ranura PCI-Express de su ordenador:
01. Localice la ranura PCI-Express en su placa base.
02. No, esa no es. La ranura PCI-Express es la de debajo.
03. Compruebe cómo la tarjeta es demasiado larga para encajar en la torre.
04. Intente meter la tarjeta de medio lado probando suerte. Compruebe cómo no encaja.
05. Aparte un poco esa maraña de cables, tratando de insertar la tarjeta. Quedará oblícua, no siga haciendo fuerza.
06. Localice el origen del problema: La caja de los discos duros.
07. Desenchufe los discos duros y recuerde las posiciones en que estaba enchufado cada uno.
08. Desatornille la caja de los discos duros.
09. Compruebe que, en efecto, los cables se han mezclado y ya no recuerda cual iba en qué disco duro.
10. Maldiga en sus pensamientos.
11. Trate de sacar la caja de los discos duros. Golpeará en la tarjeta gráfica, no siga insistiendo.
12. Extraiga la tarjeta gráfica y repita la extracción de la caja. Debera girar la caja y apartar unos cuantos cables más.
13. Córtese en un nudillo.
14. Dado que la caja continuará resistiendose, desatornille el lector de USB colocado justo encima, con el objetivo de desplazar verticalmente la caja.
15. Una vez retirado el lector, desplace la caja. Comprobará entonces que esta golpea en un tope, haciendo el movimiento imposible.
16. Maldiga en voz baja.
17. Desenchufe varios cables más, logrando finalmente dejar el espacio necesario para extraer la caja de los discos duros.
18. Extraigala, hombre, sin miedo.
19. Vuelva a colocarla más arriba, donde no estorbe a la tarjeta que quería insertar originalmente.
20. Constate que el proceso es obstaculizado por la memoria RAM.
21. Retire cuidadosamente las cinco tarjetas de memoria RAM.
22. Compruebe que ahora, la caja de los discos duros golpea con las ranuras destinadas a las tarjetas de memoria RAM.
23. Maldiga en voz alta.
24. Vuelva a colocar las tarjetas de RAM en su sitio.
25. Coja nuevamente su destornillador y empiece a desatornillar la placa base.
26. Una vez haya terminado de extraer todos los tornillos, retire la placa base.
27. Desatornille el último tornillo que se había olvidado, y retire la placa base.
28. Coloque la placa base junto a los tres discos duros, su caja, la tarjeta gráfica y una maraña de cables.
29. Salude al director de proyecto mientras pasa junto a usted y le mira con cara de WTF.
30. Coloque la caja de los discos duros en su nueva ubicación, y atornillela.
31. Tras varios intentos, cambie por los tornillos adecuados para la caja.
32. Vuelva a colocar en su sitio la placa base, la tarjeta gráfica, los discos duros, y conecte los cables.
33. Inserte la tarjeta en la dirección correcta.
34. Cruce los dedos.
35. Encienda el ordenador.
36. bootmgr not found, press Ctrl+Alt+Supr to reboot.
37. Mierda.
38. Pruebe una configuración distinta en los cables de los discos duros, y arranque de nuevo.
39. bootmgr not found, press Ctrl+Alt+Supr to reboot.
40. Cáguese en su puta madre.
41. Pruebe distintas configuraciones, hasta que finalmente deje enchufados solo dos de los tres discos duros, y pueda arrancar sin problemas.
42. Ya ha terminado, puede comenzar a usar la tarjeta.
43. Para los siguientes problemas que encontrará, referidos a los drivers de la tarjeta, acuda al manual de instalación del software de la tarjeta.
Tiempo estimado: 4 horas 30 minutos.

04/01/2010

Desempleo en España

Posted in Dientes de Engranaje a 1:34 am por interloper

Mientras gobierno, oposición, sindicatos y patronal se dedican a posar para las cámaras, a lanzarse mierda los unos a los otros, a llenar páginas de discursos de palabrería vacía, y a llamar gilipollas a la cara a los ciudadanos, mientras los periódicos repiten como cacatúas amaestradas lo que los políticos y los lobbys les dictan, al final quienes pagamos el pato somos los de siempre…

Gracias a Jesus y Ezequiel por la información, sacada de aquí. A ver cuántos periódicos nacionales sacan esto en primera plana mañana. Me apuesto algo a que no habrá ninguno.

Y ahora volved a hablarme de “nuevos modelos económicos”, y permitid que me ría… por no llorar.

31/12/2009

Fin de siglo (o a lo mejor no)

Posted in Dientes de Engranaje a 5:48 pm por interloper

A los (pocos) lectores fieles que lleváis desde siempre aquí ya os tengo casi acostumbrados a esto, y no es plan de perder las tradiciones… Faltan menos de diez horas para terminar el año, y es el momento, cómo no, de hacer memoria.

Que este año ha sido movido en todos los aspectos. Ha sido un año de mucho (pero mucho, mucho, eh?) aprendizaje, y no me refiero al ámbito académico. Ha sido un año de reencuentros, de despedidas, y de nuevos encuentros. Un año de desorientación, y de reorientación. Ha sido un año de mucha lectura de ficción, y mucha vivencia de realidad. Ha sido un año… Uf! Que año.

Echo de menos Suiza. Echo de menos Ginebra, Lausanne, el aeropuerto, y los viajes en tren. Me faltan el Hôtel de la Navigation (que a estas alturas ya no debe existir en absoluto) y su habitación 309. La EPFL y la cafetera del LSI. Me falta Lausanne Flon, centro de la ciudad, el país y el universo conocido. Quiero volver a ir a comprar a Coop o a Migros. Pero sobre todo, me faltan Antonio (cómo vamos a montarla cuando vengas a finales de enero), Lets, Nikos, Bane, Pablo, Fran, Andrea, Sashi, Shrini, Cristina (de quien la cafetera estaba profundamente enamorada) y su cazadora rosa, Haykel, Antonio, Monika y Andrijana (si solo me hubiese quedado dos semanas más…). Algún dia de estos volveré, y me faltará tiempo para veros a todos. Pero volveremos a salir de fiesta por la Punk. A todos os digo, fueron tres de los meses más mágicos de mi vida. Os lo debo.

Sentimentalmente, no han faltado los viajes en montaña rusa tampoco. He subido al Olimpo, y me he hundido en el fango. Aprendí a fiarme de mi intuición, a pesar de las distancias. A confiar en mis amigos aunque me griten y abronquen, y a desconfiar de mis conocidos a pesar de que ofrezcan la más amplia de sus sonrisas. Sobre todo, a confiar en mí mismo, porque incluso en un mal momento, pueden suceder cosas increíbles. He visto los fallos y aciertos ajenos, los propios, los nuevos y los recurrentes. Y se que cometeré muchos de ellos en el presente y el futuro, pero confío en que encajaré los golpes con dignidad. He encendido la vela de la tarta, y la he vuelto a apagar. Me he sentido perdido, me he vuelto a encontrar, y en el proceso, me he convertido en un fan sin remedio de Hora Zulú. Que mientras el año empezó en caída libre, termina en rumbo ascendente. Y que me perdonen por las mentiras que he contado.

Y claro, la vida laboral tampoco podía haber sido tranquila… Si bien me ha ayudado a ver mundo (lluviosa Irlanda, nos volveremos a encontrar), el mundo de la universidad no ha sido amable. Me encontré atascado en un proyecto al que no encontraba salida, bloqueado en cosas sin sentido, y agobiado por asignaturas sin interés. Lleguó el momento en que abandoné. Creo poder decir que acerté con la decisión, y ahora me encuentro mucho más a gusto. Me asomé al mundo laboral, tanteé el mercado… Y descubrí que apesta. Me desilusioné cuando mi burbuja de ingenua felicidad explotó y me encontré con la fea realidad del mercado, donde a los titulados se les trata como a juguetes de tienda de los veinte duros de usar y tirar. Y entonces, cuando ya no sabía si ir o venir, si darme la vuelta, saltar o tirarme al suelo, me tentaron nuevamente desde el mundo académico… Y no resistí la tentación. Me explotarán igual, y viviré agobiado otros cuatro años más, pero lo haré en un universo que conozco (no me permitiré la bravuconada de decir que domino) y me resulta familar, donde se desenvolverme. Y lo más importante… En el que deseo estar con todas mis fuerzas.

Hay años tranquilos, años movidos, y años muy intensos. Supongo que este 2009 está entre los dos últimos, tirando hacia “muy intenso”. Y no me arrepiento de ello. Porque de todo lo que me ha pasado, de lo bueno y lo malo, he sacado lecturas y lecciones. 52 semanas que merecieron la pena vivirse, y de las que no quiero olvidarme jamás.

A todos los que habéis sido parte de estos 365 días… Gracias. Nos vemos en el próximo episodio.

25/12/2009

No, en serio…

Posted in Dientes de Engranaje tagged , , , , , a 10:23 pm por interloper

“Erase una vez una persona de corta edad llamada Caperucita Roja que vivía con su madre en la linde de un bosque. Un día, su madre le pidió que llevase una cesta con fruta fresca y agua mineral a casa de su abuela, pero no porque lo considerara una labor propia de mujeres, atención, sino porque ello representaba un acto generoso que contribuía a afianzar la sensación de comunidad. Además, su abuela no estaba enferma; antes bien, gozaba de completa salud física y mental y era perfectamente capaz de cuidar de sí misma como persona adulta y madura que era. Así, Caperucita Roja cogió su cesta y emprendió el camino a través del bosque…”

Es el principio de un cuento-parodia sobre una Caperucita Roja políticamente correcta. Jajaja, jijiji, qué tontería, qué gracioso.

Lo chungo viene cuando te enteras de que el Instituto de la Mujer del Gobierno de Cantabria se está gastando el dinero público (si, ese que tanta falta hace ahora en tiempos de crisis) en gilipolleces igual de grandes: Tarzana y Ceniciento, dos adaptaciones “no sexistas” de los cuentos clásicos.

Señores y señoras del Instituto: si nadie se lo ha dicho hasta ahora, han gastado un buen dinero (me gustaría saber cuánto exactamente) es una SOBERANA GILIPOLLEZ (así, con mayúsculas y mayúsculos). Casi cuesta dar motivos que sustenten el que la finalidad de esos cuentos son una soplapollez (perdón por el lenguaje soez, pero esque me han tocado mucho las narices, yo de normal no soy así, lo prometo) porque cae por su propio peso. Pero por lo menos diré que, haciendo eso, casi consiguen crear más discriminación de la que “eliminan”, porque mientras que antes había “un protagonista” o “una protagonista”, ustedes se están dedicando a hacer énfasis en su sexo, haciendo que el foco de la historia pase del argumento original a si al humano criado entre monos le cuelga o no una liana entre las piernas.

Amos, no me jodas…

23/12/2009

Arrimando el hombro

Posted in Dientes de Engranaje tagged , , , a 3:46 pm por interloper

Leo en ElOtroLado.net la desafortunada noticia que reproduzco a continuación:

La Sala de lo Civil del Tribunal Supremo ha confirmado la sentencia que condenaba a la Asociación de Internatuas por alojar la página web putasgae, crítica con la entidad de derechos de autor. La AI, que se ha enterado de la noticia por su filtración a los medios de comunicación, deberá pues hacer efectivo el pago de la indemnización, 18.000 euros para la SGAE y otros tantos para Teddy Bautista.

La decisión del Supremo es especialmente preocupante, ya que responsabiliza al proveedor de hosting por contenidos ajenos al mismo, contradiciendo la LSSI y a la propia fiscalía; pero en este caso según el tribunal el nombre insultante de la web era elemento suficientemente revelador del tenor injurioso de los datos alojados. La AI por su parte pide ayuda para pagar la condena, ya que carece del dinero suficiente para hacerla frente y podría suponer el cierre de la asociación.

Asi que desde este rincón de la blogosfera, al que no accedéis más de diez o veinte personas, enlazo también yo la página de donaciones de la Asociación de Internautas, ya que sería triste que una agrupación así, que se ha dedicado (aunque haya cometido, como todo el mundo, algunas decisiones desafortunadas) a defender los derechos de la comunidad on-line durante años, desapareciese.

“Whoever appeals to the law against his fellow man is either a fool or a coward. Whoever cannot take care of himself without that law is both.”

Omertá (Lamb of God)

02/12/2009

Manifiesto: En defensa de los derechos fundamentales en Internet

Posted in Dientes de Engranaje a 3:32 pm por interloper

Ante la inclusión en el Anteproyecto de Ley de Economía sostenible de modificaciones legislativas que afectan al libre ejercicio de las libertades de expresión, información y el derecho de acceso a la cultura a través de Internet, los periodistas, bloggers, usuarios, profesionales y creadores de internet manifestamos nuestra firme oposición al proyecto, y declaramos que…

1.- Los derechos de autor no pueden situarse por encima de los derechos fundamentales de los ciudadanos, como el derecho a la privacidad, a la seguridad, a la presunción de inocencia, a la tutela judicial efectiva y a la libertad de expresión.

2.- La suspensión de derechos fundamentales es y debe seguir siendo competencia exclusiva del poder judicial. Ni un cierre sin sentencia. Este anteproyecto, en contra de lo establecido en el artículo 20.5 de la Constitución, pone en manos de un órgano no judicial -un organismo dependiente del ministerio de Cultura-, la potestad de impedir a los ciudadanos españoles el acceso a cualquier página web.

3.- La nueva legislación creará inseguridad jurídica en todo el sector tecnológico español, perjudicando uno de los pocos campos de desarrollo y futuro de nuestra economía, entorpeciendo la creación de empresas, introduciendo trabas a la libre competencia y ralentizando su proyección internacional.

4.- La nueva legislación propuesta amenaza a los nuevos creadores y entorpece la creación cultural. Con Internet y los sucesivos avances tecnológicos se ha democratizado extraordinariamente la creación y emisión de contenidos de todo tipo, que ya no provienen prevalentemente de las industrias culturales tradicionales, sino de multitud de fuentes diferentes.

5.- Los autores, como todos los trabajadores, tienen derecho a vivir de su trabajo con nuevas ideas creativas, modelos de negocio y actividades asociadas a sus creaciones. Intentar sostener con cambios legislativos a una industria obsoleta que no sabe adaptarse a este nuevo entorno no es ni justo ni realista. Si su modelo de negocio se basaba en el control de las copias de las obras y en Internet no es posible sin vulnerar derechos fundamentales, deberían buscar otro modelo.

6.- Consideramos que las industrias culturales necesitan para sobrevivir alternativas modernas, eficaces, creíbles y asequibles y que se adecuen a los nuevos usos sociales, en lugar de limitaciones tan desproporcionadas como ineficaces para el fin que dicen perseguir.

7.- Internet debe funcionar de forma libre y sin interferencias políticas auspiciadas por sectores que pretenden perpetuar obsoletos modelos de negocio e imposibilitar que el saber humano siga siendo libre.

8.- Exigimos que el Gobierno garantice por ley la neutralidad de la Red en España, ante cualquier presión que pueda producirse, como marco para el desarrollo de una economía sostenible y realista de cara al futuro.

9.- Proponemos una verdadera reforma del derecho de propiedad intelectual orientada a su fin: devolver a la sociedad el conocimiento, promover el dominio público y limitar los abusos de las entidades gestoras.

10.- En democracia las leyes y sus modificaciones deben aprobarse tras el oportuno debate público y habiendo consultado previamente a todas las partes implicadas. No es de recibo que se realicen cambios legislativos que afectan a derechos fundamentales en una ley no orgánica y que versa sobre otra materia.

Este manifiesto, elaborado de forma conjunta por varios autores, es de todos y de ninguno. Si quieres sumarte a él, difúndelo por Internet.

07/10/2009

La ciencia española no necesita tijeras

Posted in Dientes de Engranaje tagged a 1:00 am por interloper

Como cada día a las seis y media de la mañana, el primero en amanecer es mi despertador. Exigente, me está pidiendo ya que me levante. Quince minutos después, consigo bajar los pies de la cama y hacer que vayan a la búsqueda de las zapatillas. Me ducho, me preparo un par de tostadas y un café bien fuerte. Tras un repaso rápido a las noticias que la blogosfera ha ido dejando en mi lector de feeds a lo largo de la noche, me termino de vestir, cogo mi ordenador portátil y salgo de casa.

El laboratorio está a una hora de viaje en transporte público. Afortunadamente, en la mochila llevo un libro con el que matar el tiempo. El reloj marca las nueve menos veinte cuantro entro por la puerta de mi despacho. Una vez allí desbloqueo el ordenador, reviso el correo, y me pongo a trabajar. Es un proyecto interesante, responde a mis expectativas, se cómo desarrollarlo, y varias presentaciones en congresos internacionales avalan mi trabajo. Descanso de quince minutos para el café de media mañana, y vuelta al trabajo. No sin antes pasar por una reunión con el director de proyecto para discutir los avances que he logrado, y marcar el siguiente objetivo de trabajo. De nuevo en el despacho, le doy al play en el reproductor de música, y empiezo a hacer una nueva busqueda de material bibliográfico para respaldar la tarea que he acordado con mi jefe que haré a partir de ahora. Imprimo los artículos (y por qué no, uno o dos que, aunque no están relacionados con mi proyecto, me han parecido interesantes) y los guardo en una carpeta. Llaman a la puerta, es la hora de comer.

Una hora y media más tarde vuelvo a sentarme frente a mi pantalla, respondo a cuatro o cinco e-mails y vuelvo a mi tarea. Tomo mediciones, hago cálculos, tacho de la lista los problemas que he ido resolviendo, apunto los hitos que he ido logrando (dentro de tres dias tendré otra reunión con mi director) y listo los nuevos problemas que me encuentro y preveo tendré que afrontar. La espalda empieza a avisarme de que llevo demasiado tiempo en mi puesto, así que miro el reloj y veo que son las siete y media. Miro por la ventana para darme cuenta de que el sol se está poniendo ya. Termino de escribir un e-mail y apunto en un post-it una idea pasajera que mañana comprobaré si es acertada o si irá a engrosar la lista de soluciones inútiles.

Antes de volver a casa, paso un rato por el gimnasio que hay a unas pocas manzanas del laboratorio. Una hora de ejercicio para mantenerse fresco, y otra hora de lectura hasta llegar a casa. Abro la nevera para ver qué tengo a mano, me preparo cualquier cosa para cenar, y después de terminarlo abro la carpeta y saco tres de los papers que he impreso por la mañana en el laboratorio. Armado con paciencia, un bolígrafo rojo, y un disco de Art Pepper de fondo, me siento en el sofá y reviso los artículos, trato de entender lo que exponen, y busco la manera en que eso puede ayudarme en mi investigación. Hago anotaciones y, para cuando quiero darme cuenta, el CD ha terminado de sonar tiempo atrás. Dejo las cosas encima de la mesa, programo el despertador, y me marcho a dormir.

En el fondo, soy uno más de muchos. Soy un investigador joven, más brillante que unos pocos y muy por detrás de otros muchos. Pero me esfuerzo y tengo ilusión. La escena descrita anteriormente la representaré de todos modos, solo puede que cambie el escenario. Si no hay dinero para la investigación en España, pasaré a engrosar las listas de “cerebros fugados”. Me gusta investigar, y lo haré allí donde me ofrezcan mejores infraestructuras, mayores facilidades, y mejor salario. Con el tiempo, los resultados de mi grupo de investigación nos servir para atraer a empresas dispuestas a introducir mejoras en sus productos, o nosotros mismos seremos emprendedores que ofrezcamos nuestros avances al mundo. En definitiva, crearemos una base económica sostenible y duradera, con cimientos profundos basados en el talento individual y colectivo. Atraeremos a investigadores de otros países que querrán trabajar con nosotros. Será el país en el que resida el que obtenga todos esos beneficios.

Por eso, la ciencia española no necesita tijeras. Al contrario, necesita nuevos refuerzos, nuevos esfuerzos, nuevos respaldos. Hace falta más dinero. La investigación es un motor que necesita más combustible para alcanzar el pleno rendimiento, y entonces no solo se podrá mantener en marcha por si mismo, sino que incluso generará un excedente de ese combustible. Sin embargo, mientras se mantenga el motor a medio gas y se estreche más la válvula de paso, lo único que se conseguirá será desaprovechar esa gasolina.

30/09/2009

Así vamos a salir de la crisis…

Posted in Dientes de Engranaje a 2:16 pm por interloper

Mientras en la televisión se llenan la boca con que los nuevos presupuestos otorgan más dinero para becas, y políticas sociales, cambiar el “modelo económico” de España, y no-se-cuantas mierdas más, hoy El País recoge un interesante artículo que pone de manifiesto la BASURA que se está haciendo con el sistema educativo este gobierno. Aquí os dejo el texto:

Clase de Religión, o de nada

El primer día de curso, el escritor Eduardo Soto acudió al colegio público El Carmen de Cuenca para matricular a su hijo en segundo de Primaria. Inscribió al niño en Alternativa -dos horas lectivas a la semana- y preguntó a la jefa de estudios: “¿Qué va a hacer mi hijo durante estas dos horas?”. “Nada”, fue la respuesta. El padre quiso saber más, pero la profesora le cortó: “No podemos hablarles de ninguna cultura religiosa, ni repasar asignaturas, ni abordar actividades que supongan un refuerzo académico porque lo prohíbe la ley. Por eso no hacemos nada. Lo ha decidido el claustro para evitar problemas”.

– ¿Y entonces qué hacen?

– Jugamos al parchís.

La clase de nada, la que antes se llamaba Alternativa a la Religión y desde la Ley Orgánica de Educación (LOE) de 2006 se denomina Atención Educativa Debida, es una de las asignaturas que más desconcierto genera entre padres y educadores. Desde jugar al parchís o a los barcos hasta aprender Conocimiento del Medio, pasando por cante y baile local, técnicas de inteligencia emocional, hacer los deberes en silencio o suprimirla del calendario: todo cabe dentro de una materia cuya regulación legal se limita a exigir “una debida educación (…) sin reforzar el conocimiento”.

Es decir, estos niños están obligados por ley a salir de la clase en la que los otros escolares dan Religión y trasladarse a una sala con un profesor que no habla de ninguna materia porque de lo contrario -opinan los autores de la orden ministerial- les colocaría en situación de ventaja con respecto a los alumnos religiosos. Según el Ministerio de Educación, ésta es una buena fórmula para garantizar el derecho de los padres a que sus hijos no sean adoctrinados en una confesión religiosa. Pero muchos educadores consideran el modo en que se ha diseñado la alternativa como un disparate pedagógico.

¿Supone además una discriminación hacia los niños laicos, como asegura la profesora y sindicalista de CC OO Mar Fernández? ¿O se trata una vez más -como denuncian otras fuentes- del celo del Gobierno para no contrariar a la Conferencia Episcopal? En las aulas, nadie parece contento con la solución. Los obispos recurren contra los Gobiernos autonómicos que intentan librar a sus alumnos de la clase de nada; los padres desconocen en su mayoría qué hacen sus hijos en esas horas de limbo educativo y los profesores intentan como pueden la cuadratura del círculo.

La Ley Orgánica de Educación (LOE), vigente desde 2006, regula cómo y cuándo debe impartirse la enseñanza religiosa en Infantil, Primaria, Secundaria y Bachillerato y concede además la potestad a las jerarquías católica, musulmana, evangélica y judía para llenarla de contenido. Pero nada dice de la materia alternativa. Se limita a indicar que los niños no deben quedar sin tutela e insiste en que no pueden tratar ningún asunto relacionado con el currículo escolar. Por eso cada centro se convierte durante esas horas en un pequeño mundo autónomo, donde la voluntad del profesor determina si se pierde el tiempo o se ofrece algo útil al alumnado.

Algunos responsables de colegios e institutos optan claramente por la segunda opción, aún a sabiendas de que en cierta forma están desafiando la ley. Así ocurre en un gran centro público bilingüe de la zona norte de Madrid, cuyo claustro ha decidido que se imparta clase de Conocimiento del Medio en castellano mientras los otros reciben adoctrinamiento. En Castilla-La Mancha, el delegado de Educación, Eugenio Alfaro, sabe que en algunos colegios de Cuenca los niños “juegan a las matemáticas”, que no es lo mismo que “recibir clase de Matemáticas”, un truco para salir del atolladero de forma airosa.

Pero se trata de excepciones. “Muchas veces nos llegan quejas de padres porque hay profesores muy religiosos en colegios públicos que obligan a los alumnos laicos a permanecer dos horas de brazos cruzados. Eso es una barbaridad”, añade.

En los centros privados católicos, la mayoría financiados por el Estado, no existen clases de Atención Educativa Debida. Según sus portavoces, por falta de demanda. “Nuestros alumnos nos eligen por ser católicos. No tendría sentido que se negaran a asistir a clase de Religión”, dice María Rosa de la Cierva, secretaria de la provincia eclesiástica de Madrid y mano derecha del obispo Antonio María Rouco. De la Cierva expresa su disgusto porque “muchísimos centros públicos programan la clase de Religión a primera o última hora, de forma que los laicos se pueden ir a sus casas. No puede ser. No se puede colocar la Religión en situación de desventaja”. De la Cierva comenta que ya han denunciado esta situación ante la Consejería de Educación de Madrid, y que desde el Gobierno de Esperanza Aguirre se les ha prometido que extremarán la inspección.

¿Por qué les molesta lo que hagan los otros niños si sus alumnos ya reciben la formación religiosa que eligen dentro del colegio? Rosa de la Cierva apenas tarda un segundo en contestar: “El Concordato entre el Gobierno español y la Santa Sede exige la consideración de la Religión como asignatura fundamental, al mismo nivel que las Matemáticas. El Concordato está para cumplirlo”. Los obispos del País Vasco y Baleares han denunciado ante los tribunales a los Gobierno autónomos por permitir este escaqueo durante el Bachillerato. El Vaticano, en un comunicado reciente, ha recordado a sus obispos que deben oponerse en cada país a las enseñanzas alternativas.

Tal vez en el trasfondo del malestar asoma el desafecto creciente de las familias a inscribir a sus hijos en Religión. Los últimos datos oficiales, los del curso escolar 2006-2007, dibujan una curva descendente que se hunde tras las primeras comuniones, en cuarto de Primaria. Más de la mitad de los alumnos de ESO eligen alternativa y en bachiller la cifra se reduce casi a testimonial.

El obispo de Sigüenza-Guadalajara, José Sánchez, lamentaba en su última homilía “el progresivo descenso de adolescentes y jóvenes que solicitan Religión, por la poca importancia que se le da” y “porque la alternativa a veces se reduce a nada”.

Algunos colegios buscan soluciones imaginativas, como los que se han puesto en contacto con la especialista Elsa Punset para enseñar técnicas de inteligencia emocional. “Es una manera fantástica de llenar esas horas, porque podemos ayudar mucho a los niños”, dice la autora de Brújula para navegantes emocionales.

En el colegio privado de Madrid Ramón y Cajal, la responsable de Primaria, Amparo Cedillo, explica que a partir de este curso a los alumnos laicos se les fomentará la afición a la lectura. “Hemos seleccionado textos para que experimenten el placer de leer y aprendan sistemas de localización espacial”. Algo muy similar se lleva practicando con creciente demanda desde hace dos cursos en el Instituto La Asunción de Elche.

El colegio en el que estudia el hijo de Eduardo Soto ha dado también un paso adelante, al sustituir el parchís por las damas y el ajedrez. En algunos centros de la Comunidad Valenciana, Cataluña y Andalucía funcionan talleres de radio y folklore local. Pero en la mayoría de los colegios e institutos no se hace nada. O como mucho, deberes, pero en silencio. Así lo asegura Fernando Martín, vicepresidente de la asociación de padres de alumnos Ceapa. “El profesor se limita a vigilar”, dice. ¿Y si alguno no entiende la tarea y reclama su ayuda? “En ese caso depende de la voluntad de cada docente. En teoría, según la ley, debe permanecer mudo, pero, claro, un profesor es sobre todo un profesor y supongo que contestará”, responde.

Los más pequeños, los que tienen pocos deberes encomendados, lo pasan peor. El padre de una niña de tres años matriculada en un colegio público de Sevilla la recogía el pasado curso llorando porque la sacaban de clase junto a dos pequeños musulmanes y los encerraban a los tres en el archivo. La pequeña creía que estaba siendo castigada. Este año, se ha sumado a su pequeño grupo un niño evangelista y la profe les da puzzles para que jueguen. También han mejorado su suerte los hijos de Antonio Calvo en el colegio público Santa Ana de Cuenca. Hace pocos cursos al mayor le mandaban al pasillo. Ahora, “han encontrado un profesor majo” y plantan semillas, cuidan el jardín y usan el ordenador. Ha sido, como recalcan ambos padres, cuestión de suerte.

Y esto es precisamente lo que les indigna: constatar que el azar juega un papel decisivo en el sufrimiento o el bienestar de los menores. “Si hablamos de educación resulta, cuando menos, lamentable”, dice Calvo. “¿Por qué tiene que pagar mi hija con sus lloros el engendro que han creado entre unos y otros?”, remata el sevillano.

El artículo original, aquí.

Creo que pocos comentarios merece esto, cuando el sinsentido brilla por si mismo… Para empezar, estamos en un estado laico, no se qué demonios pinta una clase de religión en la escuela pública. Y después… ¿Qué gilipollez es esa de que los laicos no pueden aprender nada en ese tiempo porque si no los creyentes están en desventaja? Es como decir que en un puesto de trabajo los que no toman cereales de fibra por la mañana tienen que pasar 10 minutos del día sin ningún tipo de productividad porque si no, claro, los que desayunan integral están en desventaja mientras cagan. Pues no, la religión, como el desayunar cereales con fibra, son elecciones personales, y por tanto, no deben ni tienen que influir en los demás.

Ayer daban el dato… En la historia de la democracia en España se ha cambiado ocho veces de sistema educativo, prácticamente uno con cada legislatura. Y mientras los gobiernos sigan cagándola hasta el fondo con reformas como la actual, ni presupuestos para cambiar el modelo económico, ni ostias. Vamos a seguir siendo, por mucho tiempo, el hazmerreir de la innovación y la tecnología, porque seremos incapaces de dar una educación como es debida a nuestros hijos. Si algún día tengo descendencia, no quiero que estudien en España.

Página siguiente