07/06/2009

flm09

Posted in Libros tagged , , , a 7:39 pm por interloper

feria05_logoDespués de perder una excelente ocasión ayer (que, por otra parte, aproveché para hacer nada, que lo tenía pendiente desde ya hace tiempo), esta mañana me he ido a dar una vuelta, tras varios años de perdermela, a la Feria del Libro. Y allí he echado, como quien no quiere la cosa, toda la mañana, paseandome puesto para arriba, puesto para abajo.

El formato, cierto es, no ha cambiado mucho (por no decir nada en absoluto) en todos los años que llevo visitándola desde que recuerdo. Anda que no iba yo encantado de la vida con mis siete u ocho años a la caza y captura del stand de la editorial de LeoLeo (en google encuentro que la editorial es Bayard, pero a mi no me suena de nada…) para ver qué regalo me hacían por ser suscriptor… Es ese tipo de emoción la que, en el fondo, nunca desaparece con el paso de los años. Quedará disimulada, distorsionada en cierto modo por el tiempo y el cambio de caracter, pero… En el fondo, al llegar a la Feria, otra vez vuelves a notar ese ligero cosquilleo en la nuca que te dice que estás en el lugar adecuado. Esta vez no era ya el querer un regalo, sino el lanzarse a la caza y captura de algún libro suculento, de una de esas publicaciones desconocidas que te enganchan y no te dejan escapar, algo que te sorprenda y…

Pero también el paso de los años te hacen darte cuenta de que, al final, nada es tan bonito como parecía hace 15 años. Porque la Feria del Libro es simplemente un negocio. La Feria (y bajo ese término me refiero a las editoriales, librerías y demás especialistas que allí plantan puesto) desaprovecha la posibilidad de promocionar la lectura, las novedades o a los autores que inician sus andanzas, y se limita a desplegar todos los libros que pueden encima del mostrador, a la espera de que el azar lleve a algún visitante a comprar un libro en esa caseta. Adorna eso con un par de firmas de autores para cargar un poco el dado… Y suerte con las ventas. Este año, por ejemplo, era especialmente ridículo el fenómeno “Millenium”. Que si, que los libros son un vicio, que enganchan a mas no poder, y todos estamos deseosos de que salga ya el tercero… Pero coñe… Que los libros estuviesen en el 75% los stands… Pero si incluso lo he llegado a ver en un stand que se suponía era de textos sobre cocina! Qué te va a enseñar Lisbeth, a preparar café y sandwiches?? En fin, es una pena que la Feria no suponga una plataforma de promoción y exibición de nuevas tendencias literarias sino unicamente una librería de toda la vida al aire libre.

Pero bueno, con todo y con eso, he salido contento, con tres libros bajo el brazo (entre ellos “Operación Valkiria” de Jesús Hernandez, cuyo blog sigo asiduamente, y ya iba teniendo ganas de echarle en guante a su libro), y el proyecto de comprarme un cuarto, cada cual de una temática totalmente distinta, y con el deseo de volver a visitarla el año que viene, claro que si!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: